Bunkers y fortificaciones

Un equipo de arquitectos ha realizado en Albania el proyecto Concrete Mushroms (Champiñones de hormigón), consistente en catalogar y proponer nuevos usos para las ruinas de los bunkers abandonados.
En el Levante Almeriense hay numerosas ruinas champiñón, muy parecidas a los hornos tradicionales de la comarca, y también restos de otras fortificaciones más antiguas que van jalonando la costa sin perderse de vista entre ellas. Recientemente se ha restaurado la Torre del Perulico, en Mojácar, situada junto a la torre de Macenas, y se ha convertido como por arte de magia en una torre a una escalera pegada.
El proyecto Champiñones de Hormigón propone algunos usos interesantes para los bunkers, como pequeños alojamientos, puntos de información, aseos o vestuarios, kioskos de bebidas o tiendas de regalos, que podrían formar una buena red de servicios en la costa del Levante Almeriense, dada su estratégica ubicación.

Deja un comentario

Texto

Captcha Garb (1.5)